Una forma diferente de saber lo que está pasando.

Rusia muestra rechazo hacia el atentado perpetrado en la capital, Moscú

Artículo informativo

La cancillería rusa atribuyó a "un sangriento atentado terrorista" el tiroteo y el incendio provocados este viernes por individuos armados en una sala de conciertos de un suburbio de Moscú.

"¡Toda la comunidad internacional debe condenar este crimen odioso!", agregó en Telegram la portavoz del ministerio ruso de Relaciones Exteriores, Maria Zajarova. Los servicios de seguridad (FSB) dieron parte hasta el momento de "un ataque" que dejó muertos y heridos.

El COI denuncia una nueva campaña de desinformación por parte de Rusia

El Ministerio de Exteriores de Rusia también llamó hoy a la comunidad internacional a condenar el atentado.

"Toda la comunidad internacional está obligada a condenar este horrible crimen", señaló María Zajárova, la portavoz de Exteriores, en su canal de Telegram.

La diplomática destacó que Rusia ha recibido numerosas llamadas con condenas firmes del "sangriento atentado" que ha ocurrido "ante los ojos de toda la humanidad".

El alcalde de Moscú, Serguéi Sobianin, y el Servicio Federal de Seguridad (FSB) admitieron hoy la muerte de varias personas en el tiroteo ocurrido este viernes justo antes de un concierto de rock en la ciudad de Krasnogorsk, en las afueras de la capital rusa.

"Hoy en (…) el Crocus City Hall ocurrió una terrible tragedia. Mis condolencias a los familiares de los muertos", escribió en su canal de Telegram.

Según varios canales de Telegram, en el ataque perpetrado por varios individuos provistos de armas automáticas pueden haber muerto hasta quince personas, a lo que habría que sumar cerca de medio centenar de heridos.

En los vídeos colgados en Telegram por asistentes al concierto se pueden ver varios cadáveres dentro del centro comercial Crocus City Hall.

Los disparos fueron realizados por al menos tres personas con ropa de camuflaje en el centro comercial, donde seguidamente tuvo lugar una explosión y se declaró un incendio, según informó la agencia oficial RIA Nóvosti.

Las embajadas habían advertido

Las Embajadas occidentales en Rusia habían advertido sobre posibles atentados terroristas en este país, avisos que el presidente ruso, Vladímir Putin, consideró "un intento de intimidar y desestabilizar nuestra sociedad".

"Permítanme recordarles las recientes declaraciones, francamente provocadoras, de varias estructuras oficiales occidentales sobre la posibilidad de ataques terroristas en Rusia. Todo eso parece un abierto chantaje absoluto y un intento de intimidar y desestabilizar nuestra sociedad", dijo Putin esta semana durante una reunión con la plana mayor del FSB.

Una semana antes de las elecciones presidenciales rusas del 15 al 17 de marzo, varias embajadas occidentales alertaron sobre posibles ataques terroristas en Rusia.

La primera legación en emitir una alerta para sus ciudadanos fue la representación de EEUU, que hace dos años también advirtió a sus nacionales sobre el inminente inicio de la guerra en Ucrania pocos días antes de que esta comenzara.

Según un mensaje en la página web de la embajada de EEUU, grupos extremistas tenían "planes inminentes de atacar" grandes aglomeraciones de personas en territorio ruso durante los próximos días.

También la embajada del Reino Unido citó en su web esa advertencia y aseguró que estaba siguiendo de cerca esas informaciones.

Más tarde, otras embajadas, como las de Alemania, Países Bajos y Letonia, pidieron a sus ciudadanos extremar las medidas de seguridad ante el riesgo de ataques en Rusia.

Ayuntamiento de Moscú suspendió actividades

El Ayuntamiento de Moscú suspendió hoy todas las actividades masivas previstas el fin de semana en la capital rusa tras el ataque a tiros perpetrado en una sala del conciertos en las afueras de la ciudad.

"Tomé la decisión de suspender este fin de semana en Moscú todas las actividades masivas deportivas, culturales y otras", escribió el alcalde de Moscú, Serguéi Sobianin, en Telegram

Sobianin, quien admitió varios muertos en el ataque perpetrado por un grupo de hombres con armas automáticas, pidió a los moscovitas que se muestren comprensivos ante su decisión.

Mientras, la agencia de aviación civil aseguró que en los aeropuertos de la capital se han extremado las medidas de seguridad.

Moscú no sufría un acto terrorista de esta gravedad desde que en 2011 un atentado con bomba dejó 37 muertos y 172 heridos en el aeropuerto internacional Domodédovo.

Las Embajadas occidentales en Rusia habían advertido hace dos semanas sobre posibles atentados terroristas en este país, avisos que el presidente ruso, Vladímir Putin, consideró "un intento de intimidar y desestabilizar nuestra sociedad".

"Permítanme recordarles las recientes declaraciones, francamente provocadoras, de varias estructuras oficiales occidentales sobre la posibilidad de ataques terroristas en Rusia. Todo eso parece un abierto chantaje absoluto y un intento de intimidar y desestabilizar nuestra sociedad", dijo Putin esta semana durante una reunión con la plana mayor del Servicio Federal de Seguridad (FSB).

Website | + posts

Somos EL TESTIGO. Una forma diferente de saber lo que está pasando. Somos noticias, realidades, y todo lo que ocurre entre ambos.

Todo lo vemos, por eso vinimos aquí para contarlo.

Te puede interesar